GUARDAR LA ROPA DE VERANO

Ya viene el frío y hay que guardar la ropa de verano y sacar la de invierno.

1-     Saca la ropa de invierno (abrigos, trajes, chaquetas etc…).

 

2-     Limpia el armario.

 

3-     Limpias lo zapatos, sandalias, zapatillas y comprueba si hay que llevar alguno al zapatero. Cuando llegue el verano lo vas agradecer. Si guardas los zapatos en cajas o en bolsas no olvides etiquetar, ya que así será muy fácil identificarlos. Los zapatos de fiesta y bodas no los coloques al fondo pues los puedes necesitar en invierno para algún evento o boda.

 

4-     Guarda los vestidos, chaquetas, camisas, camisetas, pantalones. Repasa las posibles manchas, lava todo excepto las prendas que requieran tintorería- Las camisas las puedes guardar en perchas o dobladas, en cajas o estantes lo mismo que las camisetas. Los pantalones, faldas y chaquetas colgadas en perchas, pero todo protegido con bolsas de plástico que puedas ver las prendas guardadas. Bañadores, toallas, todo limpio y aquellos que no sirven porque están estropeados o en caso de niños ya vienen pequeños, los regalas ya que es importante saber la capacidad de los armarios o cajas. Si caben 15 prendas no guardes 20. La ropa lo va a agradecer.

 

5-     Bolsos: Si son de piel los limpias adecuadamente, si son de tela los lavas y siempre protegidos con bolsas (los de piel con bolsas de tela para que traspiren, los de tela se pueden guardar en bolsas de plástico) y si son de piel rellénalos con papeles para que no pierdan la forma.

 

6-     No olvides poner antipolillas, aunque sea invierno.

Este trabajo cuando llega el próximo verano, compensa y la ropa lo agradece.

Una persona ordenada y organizada gana tiempo y nervios ya que es muy importante saber donde está cada cosa.

 


Comentarios

Elisa Moreno dijo:

1

Genial!
Muchísimas gracias

publicado el 17-10-2016 a las 13:39

Deja tu comentario



Todos los campos son obligatorios

1 de 4