Limpiar el hule

Una buena forma de limpiar el hule de la mesa y que quede impecable es

frotar con una bayeta impregnada en detergente liquido.

Aclara con agua y seca bien.

Después pasa un trapo impregnado en clara de huevo batida y deja reposar un rato. Aclara con agua.

Seca y te quedara como nuevo y sin ningún olor.


Imprimir