Limpieza de persianas

Pasa un plumero cada semana cuando hagas limpieza general de esa habitación. Así evitaras que el polvo se acumule en las rendijas.

 

Una vez al mes limpia las persianas con un trapo mojado con agua y detergente. Aclara con agua.

 

Si en las rendijas hay suciedad acumulada, limpia con un cepillo mojado con agua y detergente.


Imprimir