OTRO TRUCO PARA LOS CUBIERTOS DE ACERO INOXIDABLE

A veces a los cubiertos de acero inoxidable les salen manchas de oxido.

Para que tus cubiertos vuelvan a estar como el primer día, bastará con que los limpies con el agua resultante de cocer patatas. Verás como las manchas desaparecen.


Imprimir