Recipientes sin mal olor

A veces los recipientes de plástico herméticos tienen mal olor.

Llénalos con agua y una cucharada de sal. Ciérralos y agítalos.

Vacía la mezcla y enjuaga bien.

El olor habrá desaparecido.


Imprimir